Antonio García Megía - angarmegia - es Maestro, Diplomado en Geografía e Historia, Licenciado en Filosofía y Letras y Doctor en Filología Hispánica

 

 

  Busca un AUTOR

 
 
     

Notas sobre...  PEDRO CALDERÓN de la BARCA

 

 

Nace en Madrid en 1600. Descendiente casa noble, estudia con los jesuitas y completa su formación en las universidades de Alcalá de Henares y Salamanca. Participa en varias campañas militares al servicio del duque del Infantado. Estuvo en Flandes e Italia. De este país son muchos de sus personajes femeninos. Es nombrado Caballero de la Orden de Santiago por el rey y se distingue como soldado en el sitio de Fuenterrabía, en1638, y en la guerra de Cataluña, 1640.

En 1651 se ordena sacerdote. Vive en Toledo y más tarde en Madrid como capellán. En 1663, el rey lo nombró capellán de honor, por lo que se trasladó definitivamente a Madrid.

A los 13 años estrenó su primera comedia, El Carro del Cielo, fantasía que desarrolla entre el cielo y la tierra, y a los diez y nueve contaba ya tres o cuatro éxitos teatrales.  Su obra, poesía y drama fundamentalmente le sitúa en la cumbre de la literatura del Siglo de Oro. Escribe más de cien comedias, muchos autos sacramentales y otras obras menores. Es autor de Corte, para la que escribe muchos de sus primeros títulos. El mayor encanto, amor, en 1635, inaugura el parque del Retiro de Madrid.

Su estilo es sobrio, utiliza pocos personajes y centra la acción en torno a sus protagonista, alrededor de los cuales giran todos los elementos secundarios. Eso refuerza la intensidad dramática. Ellos enseñan una galería de tipos representativos de su tiempo y de su condición social. Todos se mueven y actúan de acuerdo a lo que preocupa al hombre de la época: el honor, el alma enfrentada a la justicia de los hombres, como en  El alcalde de Zalamea,  las pasiones amorosas que ciegan el alma, El mayor monstruo, los celos El médico de su honra, la mitología, La hija del Aire o Narciso y Eco, o la religión, El mágico prodigioso, La devoción de la Cruz y Los cabellos de Absalón, junto a sus autos sacramentales, El gran teatro del mundo, La cena del rey Baltasar o La hidalga del Valle,.

Calderón crea un teatro lírico lleno de poesía y simbolismo desconocido antes de él. Crea personajes desequilibrados por una pasión trágica, El mágico prodigioso.  Tal vez su mejor obra sea  Segismundo de La vida es sueño, considerada como la cumbre de su  teatro. En ella se dramatizan las cuestiones más trascendentales de su época: el poder de la voluntad frente al destino, el escepticismo ante las apariencias sensibles, la precariedad de la existencia, considerada como un simple sueño y la idea de que, incluso en sueños, se puede hacer el bien. La vida es sueño  resume sus conceptos del honor, la educación y el destino y proclama el protagonismo del individuo en la construcción de su propio destino.

Para él es importante la escenografía, o "la apariencia", y la música.  Su lenguaje es muy culto, lleno de riqueza expresiva y metáforas

Fallece en Madrid el 25 de mayo de 1681

 

Antonio García Megía

 

Ver enlaces de ampliación   

 
Notas sobre...  JOSÉ DE ESPRONCEDA  

 

José de Espronceda Delgado, poeta y revolucionario, es uno de los grandes románticos españoles. Su vida está caracterizada por la rebelión hacia la moral y la política de su tiempo. Nace en Pajares, cerca de Almendralejo (Badajoz), el 25 de marzo de 1808, en plena invasión del ejército francés en el seno de una familia de clase media acomodada. Sus dos progenitores son viudos de un matrimonio previo. Su padre,  don Juan José Camilo de Espronceda Pimentel, es militar, hecho que determina en sus primeros años de vida un continuo ir y venir de acuerdo con las vicisitudes de la Guerra de Independencia. Su madre María del Carmen Delgado y Lara tuvo tres hijos más que murieron muy niños.

Se trasladan a Madrid en 1820. Allí estudia en el Colegio San Mateo dirigido por  Alberto Lista, poeta romántico, que influirá mucho en su formación e intereses.

Durante toda su vida alterna dos estados de ánimo contradictorios: la exaltación y el desaliento.

A los quince años, junto a otros adolescentes,  funda la sociedad secreta Los Numantinos para vengar la muerte del general Riego. Se reúnen en un sótano madrileño, pero son descubiertos y condenados a cinco años de cárcel, pena que, en su caso y gracias a las influencias de su padre, se reduce a unos días de reclusión en un convento de Guadalajara. Allí compone el poema Pelayo.

Con dieciocho, por afán de aventura o para escapara a la vigilancia policíaca, se dirige a Lisboa. El viaje lo cuenta en su obra De Gibraltar a Lisboa. Allí conoce a Teresa Mancha, su gran amor, que por entonces cuenta con dieciséis años y es, como él, hija de militar exiliado por sus ideas liberales. La familia Mancha se traslada a Londres y Espronceda, siguiendo a Teresa, llega a dicha capital en el año 1827. Sus ideas revolucionarias le llevan después a  Holanda y París, donde participa en la revolución de 1830 que terminará con el destronamiento de los Borbones. Incluso entra en España con un grupo revolucionario dirigido por un tal Chapalangarra, pero es capturado y desterrado. Escribe entonces varias poesías y la tragedia Blanca de Borbón.

Retorna a Londres y rapta a Teresa, a quien encuentra casada, al parecer obligada por la penuria económica que atravesaba la familia Mancha, con Gregorio del Bayo, rico comerciante vizcaíno establecido en esa ciudad y  mucho mayor que Teresa. El reencuentro de los antiguos enamorados aviva el deseo de una fuga. En la noche del 15 de octubre de 1831, Teresa, que se encuentra en París con su marido, abandona el hotel donde se hospeda y se fuga con su amante. Conseguido el indulto en 1833, regresan ambos a España. Escribe ahora su más hermoso poema: Canto a Teresa  que refleja como ningún otro los tres pilares de su romanticismo: el amor, la libertad y la patria. Vive con su madre y parece que instala a Teresa en una casa próxima. Ingresa en  1833 en el Cuerpo de Guardias de Corps para no depender económicamente de su madre, pero se le expulsa enseguida.

Incapaz de permanecer alejado de la política y de ocultar sus ideas políticas pronuncia un discurso satírico en un banquete que le supone un nuevo destierro. Esta vez a Cuellar. Escribe ahora El estudiante de Salamanca, antecedente del Don Juan Tenorio de Zorrilla, que funde poesía dramática y narrativa, y suma elementos de la novela gótica inglesa.

Al año siguiente, de nuevo en Madrid, tiene Teresa una hija de ambos, Blanca, pero las cosas empiezan a ir mal en la familia. El genio altanero de Espronceda y algunas actitudes de teresa no hacen fácil la convivencia. Profesionalmente trabaja como redactor de la revista El Siglo, monárquica moderada. Cuando el gobierno censura uno de sus números Espronceda la publica con las páginas en blanco manteniendo los titulares. Se la llamó por ello "El siglo en blanco". Colabora en la fundación del Ateneo, pero sigue conjurando y sufriendo penas y destierros. Ello le hace muy conocido en Madrid. Es famoso por su obra literaria, pero también por sus actividades políticas y vida desordenada.

En 1836, año en que publica La canción del pirata, Teresa lo abandona. No soporta sus ausencias y conquistas. Se refugia en Valladolid, hay quien asegura que con un nuevo amante llamado Alfonso. Allí muere enferma de tuberculosis.  Este periodo de su vida y la muerte de su amada le hacen reinterpretar su concepto del amor. Eso queda patente en el poema A Jarifa en una orgía, pleno de desilusión, hastío, rebelión y lamento por la felicidad perdida.

Su actitud ante la vida y la literatura son cada vez más radicales y defiende la poesía como expresión social y a Lord Byron como encarnación de su tiempo. Otra mujer, poco recomendable,  aparece en su vida: Carmen de Osorio, “la generala” conocida por su conducta frívola. Se bate en duelo, se declara republicano y se presenta como candidato a varias elecciones. Es diputado por Almería y secretario de Legación en los Países Bajos...

Muere de una enfermedad respiratoria en 1842 cuando proyectaba casarse con otra mujer: Bernarda de Beruete.  En esta última época publica dos libros más: Poesías y Diablo Mundo.

El estilo poético de José de Espronceda se inserta de lleno en el romanticismo, corriente político-cultural que se desarrolla en la  primera mitad del siglo XIX. Sus versos son apasionados e impetuosos.

Otras obras suyas de carácter lírico son El verdugo, El  mendigo, El Sol…Hay que recordar también sus textos teatrales  Ni el tío ni el sobrino y Amor venga sus agravios.

 

Antonio García Megía

 

 

Ver enlaces de ampliación sobre el autor   

 

Ver enlaces de ampliación sobre el romanticismo   

 

Leer obras   

 
Notas sobre...  FEDERICO GARCÍA LORCA  

 

Nace el cinco de junio de 1898 en Fuentevaqueros, Granada. Su padre es granjero y su madre era maestra. De ella, que tocaba muy bien el piano, hereda su amor por la música y recibe las primeras lecciones en este arte. Más tarde fue alumno de su padrino, Manuel de Falla. El carácter andaluz impregna toda su obra obra. La niñez vivida en las tierra de su padre le deja un poso enorme de imágenes del paisaje donde crece, y de sus hombres, que aparecen en sus dramas y poemas más populares.

Estudia bachillerato y música en Granada, en cuya Universidad empieza  los estudios de derecho y filosofía y letras. A los veinte años se traslada a Madrid para terminar sus estudios. Se instala en la Residencia de Estudiantes donde conoce a Juan Ramón Jiménez, a Luís Buñuel y Salvador Dalí. 

Escribe ahora el primer Libro de poemas y la primera obra de teatro, Mariana Pineda.  En 1928 funda en Granada la revista literaria Gallo, que solo publica dos números. Antes había creado el Teatro de Títeres Cachiporra, llegando a representar obras en su casa granadina, y organizado la Fiesta del Cante Jondo junto a Falla.

Marcha a  Nueva York en 1929 para estudiar y dar conferencias en la Universidad de Columbia. Le impresionan el aspecto de la ciudad y la cultura afroamericana, especialmente los actores de color. La experiencia tiene como resultado una clase de poesía diferente a la habitual, de corte surrealista, que ve la luz en  El poeta en Nueva York. Después de viajar por México y Cuba regresa en 1930. Es entonces cuando dirige la compañía de teatro universitario La Barraca y recorre España con montajes de los grandes clásicos españoles, Calderón, Cervantes, Lope de Vega,...

Estalla la Guerra Civil española en julio de 1936. Aunque Federico García Lorca no milita en ningún partido político, es considerado enemigo por el ejército insurrecto. Huye de Madrid a Granada. Una denuncia anónima facilita su detención y fusilamiento el 19 de agosto de ese mismo año. Tenía 38 años de edad.

Federico García Lorca es un autor polifacético,  poeta, dramaturgo y músico. Entre sus obras destacan:

Amor de don Perlimplín con Belisa en su jardín, Así que pasen cinco años, Bodas de sangre, Diván del Tamarit, Doña Rosita la Soltera, El Lenguaje de las Flores, El maleficio de la mariposa, El público, Fantasía simbólica, La casa de Bernarda Alba, La zapatera prodigiosa, Libro de poemas, Llanto por Ignacio Sánchez Mejías, Mariana Pineda, Poema del cante jondo, Poemas en prosa, Poeta en Nueva York, Primer romancero gitano, Retablillo de don Cristóbal, Romancero gitano, Seis poemas galegos, Sonetos del amor oscuro, Tierra y Luna, Tragicomedia de don Cristóbal, Yerma...

 

Antonio García Megía

 

 

Ver enlaces de ampliación   

 

Leer obras   

 
Notas sobre...  ENRIQUE JARDIEL PONCELA  

 

Es natural de Madrid, donde nace el 15 de octubre de 1901. Estudia, como tantos grades hombres de la España del siglo XX, en la Institución Libre de Enseñanza y, después, en el Liceo Francés.

Escribe desde muy joven, aunque sus primeros textos no tienen carácter humorístico. Colabora en las revistas Buen Humor y Gutiérrez. Su primera novela, Amor se escribe sin hache aparece en 1927. Le siguen Espérame en Siberia, vida mía, Pero... ¿Hubo alguna vez once mil vírgenes?, El Plano Astral y La tourneé de Dios.

Abandona la narrativa y se dedica, casi en exclusiva, al teatro, donde encuentra un público fiel, aunque no es bien enjuiciado por la crítica del momento que le acusa de escribir para grandes masas. Jardiel parece acepta reproche, pero añade una palabra a la frase de quienes le juzgan y confirma: "Escribo para grandes masas... encefálicas”.

Sus mayores éxitos son Eloísa está debajo de un almendro y Un marido de ida y vuelta, aunque también cosecha fracasos. Es el caso de El cadáver del señor García.

Otras comedias suyas son Una noche de primavera sin sueño; Margarita, Armando y su padre; Usted tiene ojos de mujer fatal; Un adulterio decente; Diez minutos antes de la medianoche; Las cinco advertencias de Satanás; Cuatro corazones con freno y marcha atrás, Carlo Monte en Monte Carlo; Los ladrones somos gente honrada, Los habitantes de la casa deshabitada; Angelina o el honor de un brigadier; Madre (el drama padre; Las siete vidas del gato y El sexo débil ha hecho gimnasia sueca…

Son comedias de lenguaje brillante e irónico, con un sentido del humor nuevo basado en  el ejercicio de la lógica elemental y coherente, en el contraste verbal, y en situaciones altamente imaginativas que prenden el interés del espectador.

Bajo la aparente banalidad de sus diálogos se esconde una profunda crítica a determinadas costumbres y formas de vida.

La obra de Jardiel coincide cronológicamente con la llamada “literatura del veintisiete”. Es contemporáneo, por tanto, de Pedro Salinas, Gerardo Diego, García Lorca, Dámaso Alonso, Vicente Aleixandre, Rafael Alberti…

Junto a estos grandes de la poesía aparecen los creadores del humor contemporáneo: Antonio de Lara Tono, Edgar Neville, José López Rubio, Miguel Mihura y el mismo  Enrique Jardiel Poncela.

Trabaja siempre en los cafés porque para trabajar necesita “ruido" a su alrededor:  "... y en ese ruido me aíslo como el pez en la pecera”.

Viaja mucho para dar conferencias. Realiza en Hollywood la película Angelina. Gana, con ello, bastante dinero que pierde como empresario de sus obras.

Enfermo de cáncer, hecho que oculta, se ve obligado a escribir menos. Muere en la pobreza, también en Madrid, el 18 de febrero de 1952.

 

Antonio García Megía

 

 

Ver enlaces de ampliación   

 
Notas sobre...  PEDRO MUÑOZ SECA  

 

Pedro Muñoz Seca nace en El Puerto de Santa María el 20 de febrero de 1881. Estudia en el colegio de la Compañía de Jesús San Luís Gonzága, donde es compañero de Fernando Villalón y de Juan Ramón Jiménez. Estudia Filosofía y de Derecho en la Universidad de Sevilla. Consigue el doctorado en la Universidad de Madrid. Aquí trabaja como profesor de la “Academia Valdeavellano” y ayuda en el bufete de abogado de D. Antonio Maura. Luego será funcionario de la Comisaría General de Seguros.

Contrae matrimonio con una joven llamada Asunción, de pequeña estatura, pero que merece estos versos:

 

No quiero engañar a usté

es tan chiquita Asunción,

que cuando estamos de pie

me llega hasta el corazón

 

Colabora en las revistas Blanco y Negro, Nuevo Mundo y La Ilustración, pero su pasión es el teatro.  El 26 de julio de 1936 es detenido en su pensión y trasladado a la Cárcel Modelo de Madrid. Es fusilado el 28 de noviembre en Paracuellos de Jarama.

Siempre tuvo inquietudes literarias y afición por el teatro y la poesía. Sus comienzos en Madrid no fueron fáciles. En la tertulia del Café Nueva España conoce al autor Sebastián Alonso y juntos ponen en escena El Contrabando, su primer estreno en Madrid, en 1904. Le suceden otros estrenos en colaboración con éste, con Pérez Fernández, García Álvarez..., o en solitario. Hasta trescientas obras cómicas entre 1915 y 1936.

Su teatro se basa en el chiste verbal o en el retruécano, que promueven personajes desenfados y poco responsables, y en historietas chistosas, exageradamente descabelladas, denominadas astracán.

El astracán es un género cómico menor que proviene directamente del juguete cómico y pretende hacer reír a toda costa, utilizando incluso el mal gusto. Es el teatro del absurdo, el teatro del disparate. Es... el astracán.

Entre todas sus obras se suele destacar la parodia del teatro poético La venganza de Don Mendo. Se estrena el 20 de diciembre de 1918 en el teatro de la Comedia de Madrid. Es una caricatura de tragedia en cuatro jornadas que muestra su afición por el teatro clásico del Siglo de Oro.

Otros títulos cómicos para citar son La frescura de Lafuente, El verdugo de Sevilla, Los cuatro robinsones, La tela, Anacleto se divorcia y Los extremeños se tocan, una opereta sin música. Hay otras obras en que mezcla lo gracioso con lo sentimental. Es el caso de  La hija del rey Lear, Los chatos, El llanto, El chanchullo y El padre alcalde.

Muestra de su humor alegre, irónicos y, a veces, despiadado son estos versos

 

La vida es un mal asunto, 

porque a lo mejor te acuestas

y te levantas difunto.

 

También se cuenta, aunque este punto es de difícil demostración,  que, a punto de ser fusidado, sus últimas palabras fueron:

 Me podéis quitar todo, menos el miedo.

 

Antonio García Megía

 

 

Ver enlaces de ampliación     

 
   
 

MUCHO MÁS SOBRE ESTE TEMA...

vídeos/presentaciones Actividades interactivas otras Actividades ONLINE

 

Conoce también...

   


ESTADÍSTICAS EN ESTE SERVIDOR 

Desde el 27 de abril de 2004 se han visitado páginas  sólo en este servidor Web

contadores

Diseño de Antonio García Megía 2013

Recomiende esta página: Escriba la dirección de correo de un amigo

Compartir